Decoratrix

Bocaditos de dulce de membrillo y queso con salsa de yogur

Publicado en Y mucho más... - Recetas y gourmet por Carmen Menesteo

Bocaditos de dulce de membrillo y queso

Juntos, "membrillo y queso saben a beso". Eso es lo lo reza el dicho popular. No sé si estos bocaditos de dulce de membrillo y queso brie entran dentro de esa norma, pero lo que es seguro es que están deliciosos. Resultan un aperitivo excelente para sorprender a tus invitados en una cena en casa, por ejemplo. Son muy parecidos a las croquetas, pero sin el engorroso trabajo de tener que hacer la bechamel. Ya verás lo fácil que son de preparar, los tendrás listos en un trix.

Bocaditos de dulce de membrillo y queso

Con dulce de membrillo casero salen fantásticos, cuando el membrillo está en su punto de maduración. Pero bueno, con una tarrina comprada también están exquisitos. ¿Empezamos?

Bocaditos de dulce de membrillo y queso

Ingredientes: una tarrina de 400 g de dulce de membrillo (o carne de membrillo, como se llama en algunos lugares) 400 g de queso brie 3 huevos 1/4 pastilla de Avecrem de verduras Gallina Blanca pan rallado fino aceite de oliva.

Elaboración: 1. Cortar el membrillo y el queso en rectángulos de 5 x 1,5 cm. aproximadamente; poner uno encima del otro y recortar, si fuera necesario, para que queden las dos porciones del mismo tamaño. 2. Pasar las porciones por huevo batido y pan rallado, al que agregaremos el 1/4 de pastilla desmenuzada; ensartar el bocadito de membrillo y queso con un palillo; freir en abundante aceite muy caliente para que no se abra el rebozado. 3. Dejar escurrir un momento sobre papel absorbente y pasar a una bandeja de servir.

Bocaditos de dulce de membrillo y queso

Para acompañar los bocaditos, prepararemos una salsa de yogur, que le va fenomenal. Para ello, mezclaremos en un bol 1 bote de yogur natural, unas gotas de limón, una cucharadita de miel y unas hojas de menta o hierbabuena bien picadas, remover bien hasta tener una crema homogénea. Sugerencia: Si quieres conseguir unos bocaditos con un rebozado muy sabroso y crujiente, realiza un doble empanado. Para hacerlo, solo tendrás que pasar los bocaditos por el pan rallado, después por el huevo, para finalmente hacer una nueva capa de pan rallado. ¡Ya verás que ricos! Receta y foto: Gallina Blanca.

También te podría gustar...

¿Te ha gustado éste artículo? ¡Compártelo!