Decoratrix

Apartamento de 40 metros cuadrados con terraza

Publicado en Casas - Apartamentos y estudios por Marta Sanz

apartamento de 40 metros

¿Cómo crear ambientes cómodos y desahogados cuando los metros escasean? Ganar espacio no es lo mismo que crear sensación de espacio. Para ganar metros útiles es posible integrar la terraza, habilitar una buhardilla, hacer un altillo..., pero no siempre se puede. La solución, crear un efecto visual para dar sensación de más espacio. Una clave muy práctica es unir habitaciones, es decir, crear ambientes multifuncionales como se hizó en este apartamento de tan sólo 40 metros cuadrados, en el cual se unió salón, comedor y cocina. Además de lograr mayor sensación de espacio, se ganó en comodidad.

apartamento de 40 metros

apartamento de 40 metros

Unificar es otra clave para ganar espacio visual: evitar el exceso de materiales diferentes para conseguir sensación de continuidad visual. En este apartamento, el blanco –color luminoso por excelencia– está presente no sólo en paredes, suelo, techo y carpintería, sino también en buena parte del mobiliario. Un fondo ideal al que, después, se añadieron pinceladas rojas y azules, en distintas tonalidades, en detalles y complementos.

apartamento de 40 metros

apartamento con terraza

En un apartamento tan pequeño, los tabiques son innecesarios, ya que reducen el espacio. Eso sí, una buena distribución del mobiliario es fundamental. Imagina una línea que divida el espacio en dos: por un lado, cocina y comedor, y por otro, la zona de estar. Ten en cuenta que conviene ubicar el comedor próximo a la cocina, con una mesa extensible, redonda u ovalada; son una buena opción por varios motivos. Una mesa redonda, además de ahorrar espacio, permite acomodar más comensales que una cuadrada o rectangular, y el riesgo de hacernos daño con una esquina es nulo. Las sillas, mejor apilables para ampliar la capacidad del comedor cuando sea necesario o guardarlas en un rinconcito si no se van a usar.

apartamento con terraza

apartamento con terraza

La luz y la buena ventilación producen un efecto psicológico que se traduce en sensación de espacio. No hay duda de que una terraza, aunque no sea muy grande, es siempre un desahogo y un respiro. ¡Compensa la escasez de metros en el interior!

reformas

También te podría gustar...

¿Te ha gustado éste artículo? ¡Compártelo!