Decoratrix

Claves para elegir el sofá perfecto

Publicado en Muebles - Sofás y sillones por Marta Sanz
Claves para escoger el sofá perfecto: modelo Willem, en piel sintética, de Conforama

¿Buscando un sofá nuevo para el salón? La pieza más grande de la estancia marcará, sin duda, la decoración de tu salón. De ahí, que dar con el modelo perfecto no siempre es fácil. Además de encontrar un diseño que encaje con nuestros gustos y con el estilo de la decoración, tendrá que ajustarse a la dimensiones de la sala, es decir, tener unas medidas proporcionales con las de la habitación. Por supuesto, necesitamos que sea cómodo y que tenga una tapicería a prueba de niños y mascotas (si es el caso). A continuación, te contamos todas las claves para que elijas tu sofá perfecto.

1. El estilo del sofá

Por mucho que nos digan que la comodidad es lo primero, sabemos que la estética del sofá manda. Y no es para menos, pues como comentábamos, al tratarse del elemento más voluminoso, marcará la decoración del salón. Diseños clásicos, de líneas depuradas, juveniles…  ¿cuál es el tuyo?

En Conforama cuentan con una amplia variedad de modelos, por lo que encontrar el sofá que encaje con la decoración de tu salón no tiene por qué ser complicado. Uno de ellos es el sofá-cama que vemos sobre estas líneas: el modelo Willem, que encontarás tapizado en piel sintética o tela y patas metálicas. Mide 196 x 98 x 97 cm.

Claves para elegir el sofá perfecto: rinconera Boogie, de Conforama

2. Las medidas

Importante, antes de decidirte por un modelo en concreto, mide las dimensiones del espacio donde vas a colocar el sofá. La distribución de los asientos en forma de L es la más habitual, ya que permite contar con una zona de estar cómoda, donde pueden estar varias personas al mismo tiempo, y optimizar al máximo el hueco disponible.

¿Dos sofás o uno de rinconera? Sin duda, esta última opción te saldrá más económica y, además, algunos modelos ofrecen la posibilidad de prolongar uno de los asientos con una cómoda chaise-longue. Es el caso del modelo de rinconera "Boogie", de Conforma, en forma de U. Un diseño pensado para salones grandes que, además, se convierte en cama de 270 x 130 cm.

Claves para elegir el sofá perfecto: modelo Olivia de Conforama

3. El color

Cuidado con los amores a primera vista. Ten en cuenta que el color del sofá debe coordinar con el resto de tonos de la decoración: cortinas, cojines y alfombras, a menos que sea tu primer salón y el sofá, tu primera compra. Entones, elegirás los textiles a partir de la tapicería del sofá. 

Los colores neutros quedan bien con prácticamente cualquier tipo de decoración y suelen cansar menos a la vista que otros más chillones. Opta por esta gama si no lo tienes muy claro y prefieres no arriesgar. Pero si quieres un salón con carácter y personalidad, recurre a telas en vivos colores. Arriba, el sofá Olivia, de Conforama, que lo encontrarás tanto en verde pistacho como en gris, un tono más neutro. Mide 180 x 86 x 81 cm y también se convierte en cama de 180 x 109 cm.

Claves para elegir el sofá perfecto: modelo

4. ¿Qué uso vas a darle?

El sofá es la pieza estrella del salón, pero no sólo por su volumen, sino también porque será el mueble al que más uso le darás. El siguiente paso natural es sentarte e, incluso, tumbarte en busca de la comodidad. Por eso es importante que, cuando vayas a comprar uno, tengas muy claro para que lo quieres o, mejor dicho, todos los usos que le vas a dar –ver la tele, leer, echaros la siesta, charlar...–

Cuando estés en la tienda, siéntate en él y comprueba que no te cuesta incorporarte, que al apoyar la espalda contra el respaldo del sofá, tus pies llegan al suelo, y que el borde del asiento no te presione la parte posterior de la rodilla. 

El sofá Willem de Conforama es un asiento perfecto para salones pequeños, pero también para estudios o habitaciones en los que se desee contar con una cama extra para las visitas.

Claves para elegir el sofá perfecto: modelo

5. ¿Blando o duro?

Normalmente vamos buscando un sofá que no sea ni demasiado duro ni demasiado blando, pues un asiento mullido, con el tiempo, puede volverse incómodo, especialmente para espaldas delicadas. 

Recuerda que la firmeza y la solidez del sofá dependerán en gran medida del relleno de los asientos. La viscoelástica, los muelles o la espuma de poliuretano HR tiene una gran resistencia y durabilidad, y además se deforma poco. Los respaldos deben ser de pluma, de fibra hueca siliconada de alta recuperación o de espuma HR. Lo ideal es que el sofá se vaya adaptando a tu cuerpo, es decir, que cuanto más lo uses, más cómodo te resulte. 

Sobre estas líneas, el sofá Saphire, de Conforama, tapizado en azul. Mide 211x 92 x 87 cm y se convierte en cama de 211 x 122 cm.

Claves para elegir el sofá perfecto: modelos

Y como acompañantes…

Si lo que buscas es ampliar la zona de asientos de tu salón, lo que necesitas es una butaca o un sillón cómodo. Juega con estas piezas para poner una nota de color en la decoración y elige un modelo con una tapicería que contraste y armonice con la del sofá: el resultado será visualmente más rico y dinámico que si optas por el mismo estampado o color para todos los asientos. 

Arriba, los sillones Boo, en coral, gris o azul, y Remy, con un estampado geométrico de plena tendencia. 

En cualquier caso, recuerda que un sofá no se compra todos los días. Por eso, procura no bajar la calidad por un precio menor, pues en muchos casos, lo barato sale caro, y en este caso, no solo a nivel económico, sino también de salud y confort. Aprovecha descuentos y ofertas como los que tiene actualmente Conforama que, hasta el 14 de junio, tiene sus sofás con un descuento de hasta el 50%.

También te podría gustar...

¿Te ha gustado éste artículo? ¡Compártelo!