Decoratrix
Obtén un vaso de agua perfecta con la nueva grifería de GROHE

Apartamento abuhardillado

Publicado en Casas - Áticos y buhardillas por Marta Sanz

Buhardilla en blanco

¿Qué tendrán las buhardillas que tanto nos gustan? No hay duda de que su techo inclinado, a pesar de plantear ciertas dificultades a la hora de decorarlas, confiere a este tipo de estancias un encanto muy especial. Lo mismo ocurre con la viguería vista de madera que, aunque puede resultar un poco agobiante si su tono natural es oscuro, se suele blanquear o pintar en un acabado claro para aportar luminosidad a toda la estancia. Pero si, además, la escasez de metros no es un problema, sino que la buhardilla está perfecta y desahogadamente acondicionada y distribuida ese encanto se multiplica.

Buhardilla en blanco

Buhardilla en blanco

Con metros suficiente para montar una zona de estar, los propietarios de esta buhardilla prefirieron sacrificar este ambiente en favor de una cocina y un comedor espacioso. La cocina, abierta, se independizó con una península que hace las veces de barra de desayunos. El comedor tiene su puntito. Una mesa, que parece improvosada, con cinco tableros de madera sobre unas patitas de acero se acompañó de sillas y taburetes de distintos estilos que forman un conjunto de gran riqueza visual. Y en la pared, una composición de espejos.

Pared decorada con espejos

Los espejos, bien elegidos y colocados con criterio práctico y decorativo, son los protagonistas en la decoración del comedor. Al reflejar los muebles y las paredes de la estancia, logran dar más amplitud visual a este ambiente, además de potenciar la luz natural y artificial. También se eligieron con criterio decorativo: formar una composición irregular, con uno de cuerpo entero apoyado en el suelo junto a otros de formas y tamaños diferentes.

Buhardilla en blanco

Tras unas cortinas blancas, muy ligeras, se ubicó un rincón de lectura. Ésta es una solución muy económica y decorativa para separar ambientes que, además, permite mantiene relacionados los espacios cuando así se desee y deja pasar la luz natural.

habilitar la buhardilla

Con la idea de resaltar sutilmente las vigas, éstas se pintaron en un tono gris muy suave, a diferencia del techo y de las paredes, que se pintaron en blanco. La zona donde la inclinación del techo es mayor se reservó para colocar pilas de revistas. Un sillón Butterfly, un puf de piel blanca, una mesita auxiliar de madera y una lampara de pie forman este coqueto y agradable rincón de lectura. Fotografías: Erik Olsson.

Obtén un vaso de agua perfecta con la nueva grifería de GROHE

También te podría gustar...

¿Te ha gustado éste artículo? ¡Compártelo!